La nueva Ley de Víctimas “por la cual se dictan medidas de atención, asistencia y reparación integral a las víctimas del conflicto armado interno y se dictan otras disposiciones”, es una realidad en Colombia desde el 10 de junio de 2011 con la sanción del Presidente de la República, Juan Manuel Santos.

 

Se trata de  una iniciativa que establece medidas judiciales, administrativas, sociales y económicas, individuales y colectivas, en beneficio de las víctimas del conflicto interno, en un marco de justicia transicional, que busca que tengan acceso al goce efectivo de sus derechos a la verdad, la justicia y la reparación con garantía de no repetición.

 

Columna de opinión de la Directora de la Fundación Víctimas Visibles